Por qué las empresas deberían apoyar el teletrabajo

hombre hablando con cascos

 

Como consultora líder en búsqueda y selección especializada a nivel global, explicamos a continuación cuáles son las ventajas que el teletrabajo puede ofrecer a las organizaciones que tengan abierta esta posibilidad: 

 

 

Menos estrés, menos burn-out, mayor retención laboral y rendimiento

El 72% de los profesionales culpa de sus faltas de productividad a las interrupciones y al ruido generado por la propia oficina.

Algunos empleados pueden sufrir estrés por tener que coger el transporte público durante períodos largos de tiempo para ir a su lugar de trabajo, por una difícil conciliación de su vida personal con la profesional, por el ruido y distracciones de la oficina... El 72% de los profesionales culpa de sus faltas de productividad a las interrupciones y al ruido generado por la propia oficina en la Encuesta sobre el Mercado Laboral de Walters People. Este estrés puede tener un impacto negativo en la motivación y productividad de los empleados. La posibilidad de trabajar desde casa es vista por los profesionales como una manera eficiente para reforzar su rendimiento laboral, ya que el 68% considera que podría ser más productivo si tuviese esta alternativa.

Ofreciéndoles la oportunidad de trabajar desde casa puntualmente, regularmente o en full-remote, las organizaciones no solo reducen la posibilidad de que este estrés "se propague dentro de la organización", sino que también consiguen un mayor bienestar de los empleados, eliminando así el riesgo del efecto burn-out. El teletrabajo además es un factor determinante para el 52% de los encuestados a la hora de cambiarse de empleo.

El teletrabajo es un factor determinante para el 52% de los encuestados a la hora de cambiarse de empleo.

Horario flexible de trabajo acorde a la vida de cada profesional

Al ofrecer la posibilidad de trabajar desde casa, las organizaciones aseguran una mejora en la conciliación de la vida laboral y familiar de sus empleados. Siempre que respeten ciertas reglas básicas, estos pueden organizar su jornada laboral de la manera que les resulte más efectiva. En la oficina, todos suelen adaptarse condiciones y horarios similares, pero teletrabajando, se les podría ofrecer una mayor flexibilidad siempre y cuando el puesto de trabajo y función lo permita: elegir a qué hora del día prefieren trabajar (temprano por la mañana o tarde por la noche). Esto facilitaría nuevamente el aumento de la productividad, el alcance de los objetivos y una mayor satisfacción laboral ya que los profesionales adaptarían sus responsabilidades laborales a su vida diaria de una manera ad-hoc y eficiente.

Mejora de la imagen corporativa

Ofrecer la posibilidad de teletrabajar es una buena manera de que las empresas demuestren su preocupación por el bienestar de sus empleados, así como la confianza que ponen en ellos y en su trabajo.

Ofrecer la posibilidad de teletrabajar es una buena manera de que las empresas demuestren su preocupación por el bienestar de sus empleados, así como la confianza que ponen en ellos y en su trabajo.
A corto plazo, esto supondrá una iniciativa preventiva muy eficaz; a largo plazo tendrá un efecto positivo en la apreciación y en el nivel engagement de los empleados por la organización.

Beneficiarse de la tecnologías disponibles

Gracias a las herramientas tecnológicas disponibles actualmente, trabajar desde casa no supone un obstáculo para realizar las funciones de manera operativa y efectiva. Existen un gran número de tareas que se pueden organizar a distancia: las reuniones pueden tener lugar a través de videoconferencias, y se puede ver, compartir y comprobar el estado de los proyectos de cada equipo a través de calendarios compartidos, timings, google sheets/docs online y listados de tareas.

Gracias a las herramientas tecnológicas disponibles actualmente, trabajar desde casa no supone un obstáculo para realizar las funciones de manera operativa y efectiva. 

La alternativa

Es importante señalar que en algunas posiciones, organizaciones o industrias no es factible que todos los empleados de la compañía teletrabajen todos o ciertos días de la semana. Como consecuencia, algunas empresas optan por la rotación de equipos (cada dos días o cada dos semanas), lo que permite a las personas que lo necesiten estar en la oficina, a la vez que se fomenta el bienestar de todos los miembros de la organización. Otra tendencia creciente consiste en ligar los resultados u objetivos de negocio del trabajador con el incentivo/posibilidad de teletrabajar.

¿Tu equipo está trabajando de forma remota? Descubre aquí cómo gestionarlo de manera efectiva.

Consejos de   contratación  

»

Últimas noticias 

»

Quiénes somos 

»

Suscríbete a nuestras alertas de empleo 

»

Envíanos tu vacante de empleo 

»